miércoles, 14 de mayo de 2008

Ganando un final con ventaja.




Una de las facetas que distinguen a los buenos ajedrecistas es la capacidad de ganar las partidas desde posiciones con ventaja clara. Veamos un ejemplo en el que Botvinnik no suelta su ventaja hasta rendir a su adversario.


Botvinnik - Alatortsev
1932

Las blancas tienen clara ventaja; prácticamente poseen un peón de más en el flanco de dama y su rey tiene salida más rápida al centro.

Primera fase: los reyes se incorporan a la lucha. 1.Rf2 g5 2.Re3 Rg6 3.Rd4 Rf6 [Aguantaba más 3...b6 4.cxb6 axb6 5.Re5 f4]

Segunda fase: se inmoviliza el alfil de las negras y a éstas sólo les queda jugar en el flanco de rey. 4.Ad5 h5 5.h3 [Mejor es 5.b4 a6 6.a4 g4 7.b5 axb5 8.Axc6+-] 5...g4 6.hxg4 fxg4 7.fxg4 hxg4 8.g3 Rf5 9.b4 Rf6 [Otras variantes también son perdedoras para el negro. 9...g6 10.Axc6 bxc6 11.b5 cxb5 12.Rd5; 9...a6 10.Axc6 bxc6 11.a3 Rf6 12.a4 Re6 13.Re4 g6 14.Rd4 g5 15.Rc4 Rd7 16.b5 cxb5+ 17.axb5 axb5+ 18.Rxb5] 10.Re4 Re7.

Tercera fase: se fuerza un final de peones ganado. 11.Axc6 bxc6 12.Rf5 a6 13.a3 Rf7 14.Rxg4 Re6 15.Rg
5 Las negras se rinden, ya que las blancas coronan primero su peón. 1–0

1 comentario:

Néstor Quadri dijo...

Buenísimo y muy didáctico tu artículo Pedro!
Quisiera hacer conocer a tus seguidores y amigos que se pueden jugar partidas de finales típicos de peones y torres, en la modalidad de juego que se describe en mi blog www.ajedrezjubilado.com.ar, donde la promoción de torre es obligatoria. Excelente todo lo de Ustedes!. Les mando un gran abrazo desde Buenos Aires